Presentación De ExOpus En Vídeo

junio 9, 2008

Exposición en vídeo de algunas páginas del Blog ExOpus con la música «Para Eloisa» de Beethoven.


Entrevista A Alberto Moncada Sobre El Opus Dei

junio 9, 2008

Entrevista al ex numerario del Opus Dei Alberto Moncada que se encuentra en el documental «Opus Dei, una cruzada silenciosa»

Ver la entrevista en vídeo.


Los Aspirantes Al Opus Dei

junio 8, 2008

Iván de ExOpus

En el Opus Dei te cuentan que se pertenece a él desde el momento en el que los directores ven tu vocación y escribes una carta pidiendo entrar, ya que los pasos jurídicos a los que obliga la Iglesia son un mero tramite administrativo.

Cuando murió Escrivá, su sucesor, don Álvaro, nos escribió una carta en la que nos comunicaba que era Cofundador del Opus Dei todo aquel que hubiera pedido la admisión hasta el 26 de junio de 1975, día de dicho fallecimiento. Con ese comunicado estaba haciendo público que en la Obra se considera a alguien como de ella cuando pide la admisión (escribe una carta solicitándola, a partir de los 14 años y medio) y no en las incorporaciones jurídicas posteriores, tal y como pretenden hacer ver a quienes les achacan que admiten menores en su seno (Sobre El Aspirante Al Opus Dei).

Cuando en 1982 el Opus Dei pasó a ser Prelatura personal la Iglesia le obligó a no admitir en su seno a nadie que no hubiera cumplido los 18 años, por lo que solamente podían pedir la admisión aquellos que tuvieran 16 años y medio (medio año para concedérsela y un año más para hacer la oblación, primera incorporación legal, lo que supone tener los 18 años cumplidos).

Como acatar esa orden les suponía dejar de coaccionar a los más vulnerables de ser mentalizados (de 14 y medio a 16 y medio), la Obra no se conformó con perder ese jugoso botín y para incumplir los mandatos de la Iglesia se inventó que a partir de los 14 años y medio podían pedir ser Aspirante al Opus Dei. Y gracias a esta malabar estafa siguen actuando como antes, me atrevería a decir que mejor aún, ya que gracias a esa figura los chicos “aspirantes” pueden decirles a sus padres que no son del Opus Dei (no cuentan que han pedido por escrito ser aspirantes ni como les mentalizan sobre su vocación), lo que permite a los directores manipularlos hasta que estén tan fanatizados que ya no importe que les cuenten a los suyos que son de la Obra.

Sí por definición de la Prelatura todo católico laico es un aspirante al Opus Dei, ¿para qué hacer que alguien lo solicite por escrito? Y, ¿por qué sólo se aplica ese invento de aspirante a los menores de edad, por qué no lo puede pedir también alguien de 58 años? (Ibíd.)

La respuesta sensata a esta pregunta sólo puede encontrarse en lo expuesto más arriba.

En su intento de encubrir sus tejemanejes, los directores del Opus Dei repiten a los de fuera, una y otra vez, que los aspirantes al Opus Dei no son de la Obra.

También pretenden silenciar las voces de los que disentimos de sus falsedades con multitud de Web clónicas en las que se sigue el mismo insustancial guión. En la precipitación por intentar ahogar la verdad cometen algunos errores que les descubren.

Para demostrarlo trascribo el testimonio íntegro que una afín al Opus Dei ha colgado en Youtube:

Hola, soy María Victoria Fernández, tengo 25 años y trabajo en una auditora. Desde los 14 años y medio hasta los 18 años y medio fui miembro del Opus Dei y vi que no era mi vocación, y la verdad es que me da muchísima pena ahora cuando veo a gente que… ha tenido situaciones similares que critica o incluso gente que no tiene ni idea de lo que es el Opus Dei y dice que si pero luego la gente sale rebotada o la gente…, yo creo que en mi caso es todo lo contrario, que sólo puedo dar gracias a Dios y a la gente del Opus Dei que me ayudó un montón a ver que si eso no era lo mío no iba a ser feliz así y… ahora mismo voy a un centro del Opus Dei, estoy encantada con ellos porque me han ayudado, me ayudan cada día de mi vida y tengo muy claro que… que si fue, que si volviese a nacer volvería a hacer exactamente lo mismo, me han, me equivocaría durante 4 años pero he aprendido mucho durante… estos años. (Fui del Opus Dei: estoy agradecida).

Ante todo, al decir que sólo puedo dar gracias a Dios y a la gente del Opus Dei que me ayudó un montón a ver que si eso no era lo mío no iba a ser feliz así, está demostrando que fue echada de la Obra, ya que en caso contrario, cuando les interesas, te acosan para que te quedes, te persiguen y manipulan hasta el agotamiento.

Pero a lo que traigo aquí este testimonio es por el hecho de que no está diciendo que durante un periodo de tiempo fue aspirante, sino que siempre fui miembro del Opus Dei.

Nadie incluye los años de carrera universitaria como pertenecientes al ejercicio de su profesión. Si oímos a alguien decir que es médico desde hace 15 años, estamos seguros de que en ese cálculo no se cuentan los que pasó como estudiante. De la misma manera nadie mete dentro del tiempo en el que fue del Opus Dei los años en que aún no lo era, aquellos en los que aspiraba a serlo.

Si para la Obra solamente se pudiera ser del Opus Dei a partir del los 18 años, y así se enseñara, como manda la Iglesia, entonces a esta chica le habría salido de dentro decir algo parecido a desde los 14 años y medio he participado en la formación que da el Opus Dei y a partir de los 18 y durante medio año fui miembro del Opus Dei.

Y remacha el error al añadir que si volviese a nacer volvería a hacer exactamente lo mismo, me han, me equivocaría durante 4 años pero he aprendido mucho durante… estos años, ya que si durante todo ese tiempo no se hubiera considerado del Opus Dei sino sólo como una simple aspirante, entonces, ¿en qué se equivocó en esos 4 años?, ¿acaso en aspirar a ser del Opus Dei?

Mas en la Obra te embeben tanto de que eres del Opus Dei desde el momento en el que los directores ven que les eres útil (en que tienes vocación, dicen ellos) y que tú escribes la primera carta (también la de aspirante), que esta muchacha cuenta sin pudor alguno que desde los 14 años y medio hasta los 18 años y medio fui miembro del Opus Dei.

Es otro ejemplo del doble mensaje del Opus Dei por el que cuentan a los de afuera justo lo contrario de lo que viven.

La autora dice que le da muchísima pena ahora cuando veo a gente que […] no tiene ni idea de lo que es el Opus Dei, y por otra parte es incapaz de aceptar que ella se ha enterado de muy poco.

exopus.jpg


Opus Dei: Carmen Charo, Ex-Numeraria

junio 1, 2008

I

II

III

IV

V


Numerarios Y Agregados Del Opus Dei

mayo 9, 2008

Hoja de normas del Opus Dei

Hoja de Normas del Opus Dei

—oOo—

exopus.jpg


Mito 1. El Opus Dei Es La Iglesia Y La Iglesia El Opus Dei

mayo 3, 2007

Iván de ExOpus

Es tan visceral que los de la Obra consideren a su fundador tan perfecto como el mismísimo Dios, que por ello ven al Opus Dei como a la única Iglesia verdadera. Antes era frecuente que en Opus Libros se recibieran correos (de afines a la Prelatura) tales como el siguiente:

[…] Tú no desmayes ante los ataques sin finura ni elegancia ninguna de todas esas personas enemigas de la Santa Madre Iglesia, que es la que ha hecho santo a San Josemaría y, por consiguiente, todos los que se meten con el Opus Dei se están metiendo con la Iglesia y cometen un gravísimo pecado y ya lo purgaran en su día, que es lo que ellos a lo mejor no saben, pero ya se enterarán (Carta de Genoveva a Opus Libros, 22-07-04).

Eso me motivó a escribir los 10 capítulos del libro Nuevas Herejías en donde se demuestra, sin lugar a dudas, que esa forma de comportarse supone vivir en herejía, la nueva herejía hipócrita en la que incurren los del Opus Dei, consistente en que se piensan y predican como servidores de la Iglesia y, por el contrario, en su actuar, vivir y sentir se consideran superiores a ella.

Parece ser que mis escritos tuvieron su impacto ya que desde entonces cada vez son menos los e-mail como el anterior (hace un año que no leo ninguno en Opus Libros ni tampoco me los mandan a ExOpus).

Sobre esta diabólica tentación en la que caen los del Opus Dei previene también la autora del Blog La Verdad Sobre el Opus Dei:

Quiero que quede muy claro que el Opus Dei no es la Iglesia ni la Iglesia es el Opus Dei.

Todos los que de una manera u otra no apoyamos al Opus Dei sufrimos críticas, cesura y en muchos casos persecución y ostracismo social, se nos dice que “no somos católicos”…

Si usted ha dejado el Opus Dei o lo piensa dejar, no se acompleje, no se sienta usted culpable de nada, usted sigue siendo tan católico como el que másno lo olvide nunca.

Pero lo más importante es que así lo ve también el actual Papa Benedicto XVI quien en las siguientes dos ocasiones y refiriéndose a los nuevos movimientos de la Iglesia (entre los que está el Opus Dei) pone el dedo en la llaga sobre la tentación de caer en esta nueva herejía.

Aquí aparecen con claridad tanto los peligros como los caminos de superación que existen en los movimientos. Existe la amenaza de la unilateralidad que lleva a exagerar el mandato específico que tiene origen en un período dado o por efecto de un carisma particular. Que la experiencia espiritual a la cual se pertenece sea vivida no como una de las muchas formas de existencia cristiana, sino como el estar investido de la pura y simple integralidad del mensaje evangélico, es un hecho que puede llevar a absolutizar el propio movimiento, que pasa a identificarse con la Iglesia misma, a entenderse como el camino para todos, cuando de hecho este camino se da a conocer en modos diversos (Los movimientos eclesiales y su ubicación teológica, 27 de mayo de 1998, Card. Ratzinger).

———–

Raymond Arroyo: Así es. ¿Ve a los movimientos en la Iglesia como parte de esa conversión? ¿Existe el peligro de que nos dejemos envolver por este competitivo hecho, si lo ve así, de que todos debamos ser parte de ellos para ser católicos en serio?

Cardenal Ratzinger: Sí, por un lado soy muy amigo de estos movimientos […] Por otra parte, creo que es importante que estos movimientos no se cierren sobre sí mismos o se absoluticen. Tienen que entender que si bien son una manera, no son “la” manera; tienen que estar abiertos a otros, en comunión con otros. Especialmente debemos tener presente y ser obedientes a la Iglesia en la figura de los obispos y del Papa. Sólo con esta apertura a no absolutizarse con sus propias ideas y con la disposición para servir a la Iglesia común, la Iglesia universal, serán un camino para el mañana (Entrevista concedida al canal católico EWTN el 5 de septiembre de 2003).

———–

Queda así desmontado el mito número 1 del Opus Dei: EL OPUS DEI NO ES LA IGLESIA, NI LA IGLESIA EL OPUS DEI.

exopus.jpg