Castigado A Vivir Con El Opus Dei

hitchcock

Alfred Hitchcock y un cuervo

Iván de ExOpus

Que sepan los forofos del Opus Dei que es por su culpa por la que comencé a mostrar las verdades que la Obra oculta tan celosamente y también que es por ellos que no he parado desde entonces (para neutralizar sus estereotipos, mentalizaciones y labor desinformativa). Y no cesaré de hacerlo mientras el Opus Dei siga dañando hipócritamente a las personas. Por lo que intuyo que me queda mucho tiempo aún por escribir.

Lo que supone para mí un castigo. Me explico. A partir de mi adolescencia he tenido que soportar al Opus Dei. Desde el acoso previo a incorporarme me he encontrado a disgusto en él por sus múltiples exigencias y contradicciones. Pero no podía dar un portazo e irme porque creía a los directores cuando les faltaba poco para jurarme que tenía una vocación como un castillo que ellos veían con total nitidez y me decían que si no estaba claro para mí sólo podía ser debido a mi soberbia, falta de fe y de generosidad con Dios. Y fue pasando el tiempo mientras yo esperaba el santo advenimiento divino que me metiera del todo en la Obra. Lo que nunca sospeché en ese largo periodo de casi 35 años es que cuando llegó esa gracia de Dios no fue para meterme dentro sino para arrancarme la cabeza de allí. Luego reestructuro mi mente con un conocimiento muy profundo del Opus Dei al encontrar explicación a todas y cada una de las contradicciones que se predican y viven en él. Entonces cierro capítulo. Los años de vida nueva posteriores hacen que me olvide del Opus Dei salvo en circunstancias anecdóticas. Entonces me recomiendan Opus Libros. Un buen día entro en él, leo de un pro Opus alguno de los falsos clichés tan difíciles de demostrar que difunden. Quedo removido al sentir las penalidades que viven los de dentro y en las que caerán los que lleguen, las mismas que yo soporté. Durante horas pasa ante mí todo lo vivido y sufrido en la Obra. Una fuerza nueva me impele a contar mis experiencias y descubrimientos sobre el Opus Dei. Mando mi primer escrito a Opus Libros, y luego el segundo, y así, uno tras otro, sigo colaborando en esa Web hasta hoy. Y otra fuerza igual de irracional que la anterior me lleva a que el 1 de diciembre de 2006 ponga en marcha ExOpus. Y éste es mi castigo: aún queriendo no me puedo quitar de encima al Opus Dei. Cuando parecía que me había liberado ya de él tengo que volver a recordarlo constantemente para poder mostrar su negra trastienda a quienes la desconocen.

Me cansa escribir una y otra vez sobre algo tan archiconocido para mí y he pensado dejar de actualizar el Blog. Comprendo que para otros es algo nuevo e importante. Los correos, comentarios y los más de cuatrocientos mil  lectores en dos años me hacen entenderlo así y me impulsan a seguir.

En conciencia creo que es lo que debo hacer y por tanto seguiré arrastrando el castigo de no poder echar nunca al Opus Dei de mi cabeza.

ExOpus

About these ads

4 respuestas a Castigado A Vivir Con El Opus Dei

  1. ingenua dice:

    Hola iván, te entiendo perfectamente. En mi caso personal (yo soy una cobarde) prefiero seguir con mi vida y olvidar los engaños y la formación (deformación) que recibí desde los 11 años. Vos sos un valiente, que pone por delante el beneficio a los demás, aún teniendo que vivir reviviendo y haciendo presente todo lo vivido… te admiro y te felicito, espero algún día poder seguir tus pasos en mi país.

  2. Querida Ingenua:

    Conozco tus circunstancias y de ninguna manera eres una cobarde. Eres una madre sensata que mira por el bien de su familia, que sabemos que podría verse perjudicada si actuaras de otra manera. Eso no es cobardía.

    Ya haces mucho con tus intervenciones.

    Feliz Navidad y que el 2009 sea muy venturoso para ti y para los los tuyos.

  3. Mark Twain dice:

    Ante todo: ¡Felices Fiestas!

    Le contesto a Ingenua:

    Aparte de lo que te dice Iván, lo tuyo no es cuestión de cobardía sino de equilibrio vital y de salud mental.

    Hay que ser de una “pasta” muy especial para seguir encadenado al opus dei después de haberse liberado física y mentalmente de él. En mi caso me he liberado física y mentalmente de él pero sería incapaz de estar obligado a seguir hurgando en la herida todos los días.

    Por eso yo también admiro, felicito y le agradezco a Iván su sacrificio, que como he dicho, para mí sería imposible de realizar.

    Para mí es muy fácil entrar aquí de vez en cuando, ponerme al tanto de lo nuevo, hacer un comentario si se me ocurre… Y olvidarme hasta la siguiente ocasión. Pero es que soy incapaz de hacer más ya que el opus dei tiene el poder de encabronarme y si no pudiera desconectarme de él mi vida psíquica acabaría muy mal.

    Querido Iván: ¡Gracias! ¡Muchas gracias!

  4. Nacho Fernández dice:

    Yo ya llevo muchos artículos en Opuslibros. No me importa dar la cara. Quiero que la gente se entere cómo es de cruel el Opus Dei y vea cómo unos mierdas –son unos mierdas– viven de pertenecer a esa institución, que de clara tiene poco. Como yo estuve muy adentro y consumí treinta y cuatro años de mi vida primero como numerario, luego como oblato y luego como agregado, puedo hablar en primera persona. Descubro algunos secretos.

    Me alegro de haber dejado de pertenecer al Opus Dei. Disfruto de la vida como nunca. Y también disfruto de la auténtica libertad y de la auténtica amistad que me dan personas como Iván y muchos de los que colaboran en Opuslibros. Por eso yo animo a la gente a que se vaya. Cuesta mucho, pero hay que hacerlo. Al principio se pasa mal, pues dependías anímicamente de tus supuestos amigos, que no lo eran. Ahora escribo con mucha paz y dejo alguna cosa que algún día saldrá. No tengo prisa.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 101 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: